Blog de limpieza de oficinas

Consejos para ordenar tu oficina y escritorio

Hoy queremos aportar una interesante información con consejos que pueden sernos útiles en el orden y limpieza de nuestra oficina.

La mayor parte de los ciudadanos han debido regresar al trabajo tras tardes inacabables de playa, barbacoas de bien difícil digestión y noches eternas a la luz de la luna más grande que hayamos visto en lo que llevamos de vida, por esta razón no hay nada mejor para animar la vuelta a la rutina, que organizar nuestro espacio de trabajo en la oficina con cosas fáciles y que nos recuerden el verano.

Consejos para ordenar tu oficina

Quizá eres de los que considera que menos es más, con lo que en este caso y para empezar a organizar siempre y en todo momento comenzamos por deshacernos de las cosas que estimamos y valoramos como poco útiles, que se pueden reemplazar de forma fácil, o bien que se pueden guardar en un fichero que no ocupe espacio, como es el medio digital.

Ahora veremos ciertos aspectos a tomar en consideración en el momento de recoger un escritorio o bien lugar de trabajo que se encuentre desorganizado, además de adoptar pautas periódicas de higienización y limpieza de oficina que siempre podemos conseguir con la contratación de una empresa de limpieza de oficinas que esté especializada, que aporte un valor añadido y disponga de medios humanos y experiencia contrastada para poder ofrecernos un buen trabajo de limpieza de todas las áreas que componen nuestro lugar de trabajo, negocio, empresa, despacho, oficina, etc además de ofrecer un precio con una buena relación calidad precio respecto al mercado y a las demás empresa de limpieza..


En tu oficina primero soluciona tus inconvenientes de cálculo

Deja a un lado las calculadoras de siempre y meditar a lo largo de horas. Los inconvenientes quedan a cargo de tu Mac. Merced a la función Spotlight vas a poder solucionar las contrariedades aritméticas que tengas. Él te va a dar la solución.

Agiliza las compras de tu negocio u oficina

Guarda adecuadamente siempre y en todo momento el número de tarjeta que usas para efectuar tus compras online. Solo deberás aportar esa información por medio de una aplicación de seguridad encriptada con password. Desde ahí, tu función consestirá en confirmar la adquisición de tu producto recién adquirido.

Evita incordiar al resto de compañeros de trabajo

Personaliza la configuración de tu equipo informático para hacer que tu Mac o PC sea lo más sigiloso posible, cambia si es necesario la fuente de alimentación o los ventiladores incluidos en la caja de tu equipo. Lo agradecerás si estás en la mitad de una presentación o bien procuras ser prudente con lo que haces, el ruido de fondo que causa es motivo de un gran estrés de ruido de fondo.

Mantén el control sobre todo en tu ordenador o computadora

Si hay menores de edad que usen tu equipo informático por tener tu oficina o despacho en tu vivienda, esto te evitará muchas molestias. Debes mantener un control parental, disponer de una sesión con usuario diferente al tuyo sin rango de administrador y limitar las aplicaciones que pueda tener, los sitios web que pueden visitar o bien establecer un horario a fin de que la sesión se cierre de forma automática a una hora determinada, todo esto se puede configurar fácilmente en sistema operativo como Windows control parental.

Consejos para ordenar tu oficina

Como resumen veloz, ahora las mejores recomendaciones para una buena organización en tu lugar de trabajo u oficina:

  • Si tiendes a hacer pilas y montañas de papeles, utiliza carpetitas con clips derechos, ahora vienen con etiquetas borrables, va acomodando allá la papelería por categoría para localizar velozmente lo que precisas y necesitas.
  • Ya mismo busca en las webs, las “tortugas” para cables, con ellos se vas a poder deshacerte de la confusión de cables tras cada escritorio.
  • Ten una agenda pequeña SOLO para direcciones web, claves, recetas, y abstente de poner en ella personas o bien contactos; esta agenda la vas a tener guardada en tu lugar de trabajo… no es tu agenda de teléfonos; si haces estas anotaciones en tu agenda frecuente, deja de hacerlo de forma inmediata (ten presente que en muchas ocasiones sacamos la agenda con nosotros y a veces no regresa…).
  • Designa un día para adquirir ciertas tarjetas de felicitación para los amigos y la familia, no las saques del celofán de embalaje (a fin de que no se pongan amarillas) y déjalas en un lugar de tu oficina… jamás deberás hacer una carrera de última hora.
  • Si bien las cajas están muy de tendencia por la utilidad en lo que se refiere a diseño, son buenas para cables, esa grapadora que ya no empleas mas no deseas tirar y este género de objetos… al archivador “A-Z” de siempre nada lo desbanca, en contraste a las cajas… acá no deberás sacar todo el contenido para verla de principio a fin, tampoco las amontonas en forma vertical para tener que cargarlas todas y cada una si buscas la última (como acostumbra a ser).
  • Para rememorar lo más esencial del día, en la noche intenta sacar un tiempo, ten a mano un Artículo con un bolígrafo y conforme recuerdes, haz una lista de lo precisas para hacer al día siguiente, con el tiempo acabarás por adquirir la costumbre de confiar en tu lista.
  • Intenta iniciar a emplear el calendario de escritorio con el espacio para hacer anotaciones sobre cada día; con tinta de diferentes colores, puedes usarlo para atender cosas de trabajo y de casa. Si no lo has usado en el último año y está a la vista en tu oficina…NO VALE, si no te quieres deshacer de esto, introdúcelo en las cajas (para ello son realmente útiles), asimismo puedes donarlos o bien venderlos por una página web o tienda online.
  • Siempre y en toda circunstancia archiva pensando en tu declaración de impuestos… esto son las carpetitas de papelería que sabes que vas a precisar para su presentación… conforme llegue a tus manos copias y a la carpeta; le vas a dar las gracias 😉
  • Para acabar, si tienes bandejas de cubos de hielo para la nevera, con espacios grandes, las puedes recortar y entregar forma en tu cajón y tener unos buenos compartimentos que se pueden ajustar a ciertos objetos pequeños que estés utilizando.