Blog de limpieza de oficinas

Uso del vapor en la limpieza

⌚ Tiempo de lectura 2 Minutos

Ventajas de la limpieza con vapor

¿En qué se puede utilizar el limpiador de vapor? Algunas personas utilizan su limpiador de vapor para limpiar todo, desde el suelo hasta el techo, el sofá, el coche, los azulejos, las alfombras, etc. Pero, ¿tienen razón? ¿Resisten las alfombras, los tapices o el parque a la limpieza con vapor?

Las empresas de limpieza hoy en día cuentan con numerosos aparatos y herramientas de vapor como la aspiradora para el suelo o el aspirador de ventanas que les hacen la vida más fácil. Con la limpieza tradicional no se puede acceder a la suciedad interna de los materiales, no podemos acabar con las bacterias ni ácaros o quitar materiales incrustados, pero si con la limpieza de vapor.

Limpieza con vapor

La principal ventaja de la limpieza a vapor es que no utiliza detergentes ni productos de limpieza.

Este tipo de limpieza se puede aplicar a casi todas las superficies, pero teniendo en cuenta siempre su composición y el tipo de material que queremos tratar. No es lo mismo trabajar la suciedad en el tejido de un sofá, la madera o unas juntas de goma. El entorno tampoco es siempre el mismo, la limpieza de vapor se puede aplicar en viviendas, residencias, clínicas, o incluso en el transporte público.

La limpieza de vapor se aplica en sanidad porque tanto hospitales como clínicas son lugares con un alto riesgo de presencia de bacterias. Es uno de los mejores métodos para esterilizar zonas de difícil acceso, llegar a rincones que no pueden limpiarse con la limpieza diaria y acabar con bacterias y ácaros. También se utiliza en hoteles, restaurantes y bares donde es una ayuda eficaz en materia de higiene, especialmente si se quiere reducir el uso de productos químicos.

En lugares como el autobús, metro y otros medios de transporte público se puede conseguir una limpieza profunda gracias al vapor. Cada día millones de personas utilizan el mismo medio de transporte, haciendo uso de cristales, reposabrazos, agarraderas y asientos. Con el uso de vapor se puede conseguir una limpieza profunda de cristales internos y externos, materiales, pasillos y su completa desinfección.

Si hablamos de una vivienda convencional, podemos limpiar baños, suelos, moquetas, paredes, juntas, muebles, etc. en poco tiempo, sin recurrir a productos químicos y respetando el medio ambiente. El resultado de este tipo de limpieza es siempre satisfactorio y los costes merecen la pena por la calidad de este tipo de limpiezas.


La limpiadora de vapor: ¿Cómo funciona?

El funcionamiento del limpiador de vapor se asemeja al de una caldera cuya agua se lleva al punto de ebullición mediante una resistencia eléctrica. Un potente chorro de vapor a presión, sin la adición de ningún producto, sale de una boquilla. La acción combinada de la presión y el calor afloja la suciedad y rompe las moléculas de grasa recogidas por el paño absorbente colocado en la boquilla.


Para qué utilizar un limpiador de vapor

Utiliza el limpiador a vapor para limpiar todo en la casa: suelos, ventanas, alfombras, terrazas, interiores de coches, azulejos, aseos, etc.

  • El limpiador de vapor también puede utilizarse para:
    Eliminar el papel pintado
  • Para limpiar los hornos
  • Eliminar los restos de detergente de los muebles y la ropa
  • Limpieza de ventanas (cuando el agua no corre alrededor de las ventanas)
    Limpieza de suelos: terrazas de baldosas, a veces algunos suelos de plástico (dependiendo de su composición)

Beneficios de uso de la limpieza con vapor

  • Se trata de un método ecológico. Utilizamos agua pero en menor medida si se comparar con otros procedimientos como el agua a presión, el lavado a mano o las bombas de limpieza. No deja residuos y no utiliza productos químicos.
  • Gracias a la fuerza del vapor y a las altas temperaturas que alcanza, se consigue una gran presión que contribuye a la limpieza profunda sin dañar superficies.
  • El vapor actúa como detergente y desinfectante. Actúa sobre las zonas con suciedad y elimina tanto los ácaros y el moho como las bacterias.
  • Este sistema de limpieza a vapor puede aplicarse tanto en pequeñas como en grandes superficies independientemente del sector. Podemos aplicar el vapor dentro de una habitación de hospital, en el baño de nuestra vivienda o un vagón de metro.
  • Es un sistema rápido de limpieza que abarata costes gracias a su rapidez y adaptación.

Consulta con una empresa profesional de limpieza y te ofrecerán la mejor solución de limpieza de vapor para que consigas en poco tiempo y a bajo coste el mejor resultado. La limpieza y desinfección es primordial tanto en oficinas como en lugares públicos, por ello te recomendamos siempre contactar con profesionales que cuenten con el equipamiento necesario, las herramientas adecuadas y ofrecer servicios adicionales como limpieza de garajes, pulido de suelos, limpieza de cristales, etc.


Vídeo sobre la limpieza con vapor